Bitácora III: El alimento más ansiado.


Después de tantas ansias de escucharte, mi niño y yo nos quedamos dormido antes que tu llamada. Ahora me cuesta mucho tranquilizarlo, y hasta le canto a ver si se calma y se vuelve a dormir. Pondré el teléfono bien cerca a mi lado y vibrando también para que el sueño no nos distraiga de despertarnos. Escuchar tu voz es el alimento más ansiado.

Bitácora II: Disculpas por mi niño, manejando la insoportable longitud de cada minuto sin ti.


Me disculpo si en ocasiones me vuelvo tan impulsivo o molestoso.

Hay un niño en mí que me tiene a cada ratito preguntando que dónde estás; que si esta trabajando; que si todo va bien. Yo le explico de mil formas y maneras pero parece que no le convence. Te extraña mucho y a veces hasta se le aguan los ojos cuando se percata la distancia al contar cada uno de los besos contenidos faltos de cachetes, o un pecho, o una frente para manifestarse.

Hay un niño, que aún en su adultez se conmueve de emociones, se desespera, pataletea, hasta se moquea en ocasiones cuando el tiempo decide tomarse de sí en un letargo nada agradable. Lo abrazo, le canto, le pongo la televisión, nos ponemos a aprender cosas nuevas, a releer los últimos mensajes, revisitar cada foto y reanimar los recuerdos que aguardan consigo. Cada uno de ellos resultan ser un pequeño gran suspiro de tu existencia “tan fotográficamente distante”, que consuela, revoluciona todos los sentidos a la vez que sirve de aliciente para enfrentar el próximo minuto.

Te amo como no tienes idea, y es por ése amor que extrañarte se hacen tan fuerte. 

Bitácora I: La ansiedad de extrañarte


Acá las horas se convirtieron en melaza y andan con el pie arrastrao, pero sin poder dormir. Me preguntaba si, de paso, podrías verificar en la maleta a ver si te llevaste a Morfeo contigo, porque yo no lo encuentro por ningún lado en esta casa. Desde que te fuiste lo llevo buscando para coger un buen sueñito hasta la hora que me llames y me digas que aterrizaste, que vaya saliendo a buscarte.
La horas no quieren comer por falta de apetito; tienen mucho que hacer, pero el reguero que llevan adentro no les deja concebir nada. Tan solo pueden respirar por la nariz por que ya el agua les ha tapado la boca y hasta se les olvidó nadar. En realidad no es nada pues esta llanito y ellas saben que ni tienen que nadar, pero el mundo se les detiene por dentro y ya no conciben otro mundo posible que no sea el momento en que regreses; en el momento en que te tenga de nuevo en presencia, acaramelao, achocolateao, comiéndonos a besos y permitiéndole al mundo que de nuevo vuelva a girar, para que la vida continúe; y que esta casa vuelva a ser de nuevo un hogar. 

Desquicie en “lay away plan”


La novia se huele que ya no la quieren. Acá entre nos, históricamente se ha visto que él sólo quería una jevita pa’ cuando hace mucho frío por allá, tener un lugarcito caliente en el Caribe dónde resguardarse, y conservar los guisitos que tenía por acá. Pero ya poco a poco se ha ido quitando de los guisos, ya ha vendido buena parte de sus casas y empresas. Ahora hay otra jevita en Cuba el cual él llevaba tiempo buscándole la vuelta y parece que como el papá Fidel ya esta viejo, esta velando la güira a ver cuándo estira pata para reconquistarla. Cuba fue siempre su querendona y, pues como Puerto Rico le abría las puertas y les reía las gracias, mientras que papá Fidel lo tostoneaba y lo sacaba de la isla, ¿cómo ignorarla?

Lo que no es de ignorar es la manera en que jugó con Puerto Rico. Le llenó papeles falsos, la engatusó con sueños falsos y le incrustó recuerdos falsos que nunca existieron. A ella se le olvidó su lugar: tan sólo era y es la jevita del Caribe; la que vistió, maquilló y arregló tan regia, como a cualquier vitrina a ver si con eso llenaba de celos a la jevita en Cuba, pero aquella sí era fuerte. Con todo y desprecio, encerronas y bloqueos aquella aguantó y aguantó y sacó un carácter que la puso en el mapa, a pesar de él.

Hoy ella -Puerto Rico- anda de duelo. Cada día hasta sus familiares más leales a él se les han virado en contra después de ver tantas movidas, que hasta le han sugerido que se vaya de su lado; ‘qué él sólo ha sido un fraude y que ya no la quiere’. Ella aguanta mucho -demasiado- pero con una tristeza adentro, pues de su casa, como la canción de Gardel: 

“hasta el perrito compañero 

que por su ausencia no comía, 

al verle sólo el otro día

también lo dejó.”

Ella nunca se fijó un porvenir. Confió demasiado en su palabra y se ilusionó tanto con la boda que nunca llega, que nunca se consideró una vida independiente. Ahora se siente que perdió tanto de su vida esperando ése momento que perdió 118 años de su vida y ahora no sabe a dónde coger o qué hacer, mientras se la come la pobreza, la deuda y la desesperanza.

Bendita seas por siempre! Tú eres mucho más que su mera “jeva” o su “vitrina del Caribe”. Pa’ lante Puerto Rico! Si consideras que hay que echar para atrás un poco, que sea porque tu sabiduría así te convoca y no para complacer a otro pendejo que te quiera vender sueños vacíos. La pausa y el mirar para atrás también es saludable a la hora de fijarse un destino. Fíjate un destino mayor; tú eres GRANDE. Atrévete, vive!

Por: Roberto G. Rivera Sánchez 2016

Puntos medios: ” in-between”.


Por: Roberto G. Rivera Sánchez ©2012

Respondemos a un pasado para decidir por un futuro; nos anclamos en la esperanza de un porvenir ignorando nuestro presente… esos puntos medios; esos ”in–between”.

Nos movemos cuando las circunstancias llegan a su punto de ebullición; cuando la muerte es inminente o nos visita para darse más que un mero café por la mañana con nosotros, pero se nos queda el diario esperando fuera por un sorbito de agua.
Nos olvidamos de los puntos medios: los ”in-between” donde la acción aun no es inminente, de hecho, anda muy distante, pero aborrecemos de la espera.

Medimos los frutos maldiciendo los procesos.
Nos fijamos metas, nos casamos con ella e ignoramos el camino.

Disfruta el proceso -sea cual sea- pues es el proceso el que con todo y cicatrices le dará pertinencia, propósito y peso a la satisfacción de aquello alcanzado. Luego le sigue el vacío, pero es un vacío cuya finalidad no es más que el espacio que se precisa, para que nuevas dimensiones de uno florezcan y echen nuevos frutos.

Publicado en Sin categoría

Etiquetas:, , , ,

Permalink 2 comentarios

imaginario


Por: Roberto G. Rivera Sánchez ©2012

imaginario vino a visitarme. Hablamos por largas horas y nos pusimos al día con nuestros encuentros y desencuentros con la realidad. Aquel tipo frío, agrio y prejuicioso, de alguna manera u otra siempre logra colarse entre nuestras conversaciones. Vida dura y necesaria; vida blanda también , por momentos… “a término medio se cuece la vida” -me decía. imaginario no se considera un nombre, ni verbo, ni adjetivo, sino todos a la vez. No le gusta que lo escriba con letra mayúscula, ni aun cuando le toque ser la primera palabra de la oración, o mucho menos que lo ponga de título… por lo que éste escrito será entre tú y yo.

Curiosamente, me reveló que en uno de sus viajes, conoció a una hermosa mujer que le recordó a mí: refugiada en pasaje de vida que por momentos suspendía para conectarse con sus otras dimensiones en el mundo. Ama a la gente, aún cuando se le desprecia, o aún cuando sabe para lo que vienen. Me cuenta que también le ocurrió como conmigo, que cuando la visita, el tiempo se devuelve a su rincón desconocido, y las horas hacen fiesta con las manecillas y hasta el sol y la luna van y vienen sin que el mundo se entere. Dice que también se cuestiona muchas cosas; que también vio la luz en medio de las tinieblas; que las noches le susurra un pequeño vacío en las noches aun cuando se encuentra despierta; que se vive el sueño a cada momento; que se conforma con al menos vivir por lo que sueña; que no se conforma con dormir en lo que llega la madrugada, que la madrugada a ella la encuentra mientras está despierta; que no se molesta si la guagua de Morfeo le llega tarde o no le llega… reconoce que el tráfico es muy pesado en la noche.  “Ella se vive los caminos…” -me dice- “… sean duros o blandos y los come como sea: sean crudos o a la brasa.” -concluye.

¿Democracia?


Lo que nos pretenden vender como “Democracia” hoy día no es más que una vieja leyenda al cual todos en un momento u otro entendemos y hasta nos gustaría, pero que poco si algo se conforma a la realidad que vivimos hoy día. Hoy Jay, en su programa de Telemundo, trajo un punto que muy evidente: “El país es un país desinteresado y ya no confía en nada”. Y precisamente es ése el asunto: no se trata de que no querramos la Democracia, sino que lo que no queremos es la “Democracia” que nos pretenden vender los políticos que ostentan las posiciones de poder. Y a una mayor escala, es triste decir que la Democracia murió hace mucho tiempo y no sólo en Puerto RIco: ¿Quiénes votan por la Organización de los Estados Americanos? ¿Por la ONU? ¿Por el Fondo Monetario Internacional? ¿Por el Consejo de Seguridad?, etc. y son ésas las organizaciones mundiales las que determinan las guerras en los países, qué países quiebran, quienes son de “primer mundo” y quienes no (con las consecuencias que ello conllevan).

Por un lado sí nos hemos convertidos en personas de caracter “dócil” dentro de un contexto de una cultura panóptica (Michelle Foucault, “Vigilar y Castigar”), que ya nos desensibilizamos y no nos percatamos de los actos de toma de poder anti-democrático, por su sutileza, porque entendemos que las dictaduras y el abuso de poder se da cuando la milicia toma el control de las calles y se declara un Estado de Sitio, pero la verdad es que ese es el último recurso. Si no se lleva a cabo una serie de acto menores, y no se trabaja con la percepción y la opinión de un grueso de la población (aún sin ser mayoría, con ser casi-mayoría es suficiente), un golpe militar no dura ni un minuto. “Se acaricia al caballo, para montarlo” decía Facundo Cabral.

Por otro lado y, a pesar de todo, como jóven que soy y que ando en la calle produciendo por un mejor país desde mi frente, sin que me paguen en su gran mayoría del tiempo; y que como yo, comparto con tantos jóvenes como yo que andamos en la calle sin esperar a que alguien nos reconozca , ni nos dé un espacio para poder hacer lo que querramos, ni tan siquiera mendigar un trabajo por ahí aunque nos aprete el hambre y la frustración de vez en cuando, me despierta un sentido de esperanza, ya que, como dice Eduardo Galeano: “éste mundo está embarazado de otro mundo”. Hay un mundo que anda en gestación y en ella tenemos dos vías por la cual trabajar durante su embarazo: o la condenamos al fracaso y la damos por loca e irreverente, o nos unimos como comunidad y le extendemos la mano para asegurarnos de que, aunque el mundo que nos corresponde lidiar en éste momento ande encallado, ésa criatura que espera dar a luz pronto pueda resultar ser la esperanza en vida de todo aquello que nos soñamos a la distancia. Los invito a la reflexión y que comencemos a mirarnos desde otra óptica: en vez de tenernos miedos los unos a los otros por la supuesta amenaza que pueda significar el extraño en la calle y a abrirnos un poco más y ser verdadero ejemplo viviente de lo que queremos vivir para con nuestras vidas; tanto para uno, como para los demás. “Sé todo aquello que quieres ver en el mundo” decía Gandhii. Así comienza todo: un paso a la vez.

“Me disculpo por escribir una carta tan larga, pero no tuve tiempo para escribir una más corta” (Ernesto Sábato?)
Un abrazo a tod@s!

Publicado en Sin categoría

Permalink Deja un comentario

CHIkITOLINA III @ Centro Curatorial La 15


 

CHIkITOLINA III @ Centro Curatorial La 15 from Roberto G. Rivera Sánchez on Vimeo.

El Centro Curatorial La Quince LA15 presenta: "Chikitolina III"
El 22 de diciembre de 2011 el Centro Curatorial LA15 presentó la muestra invitacional que afirma un legado, al destacar en obras de pequeño formato la exposición "Chikitolina III", con la participación de sobre medio centenar de artistas consagrados y jóvenes.
Además de seguir el concepto desarrollado en Puerto Rico por el galerista Luiggi Marrozzini (quien falleció en 2007), LA15 igualmente busca presentar las diferentes manifestaciones y lenguajes del arte contemporáneo y atraer al coleccionista que busca nuevos talentos o la pequeña obra maestra al alcance de su bolsillo.
Según "el curandero" de la exhibición, José Jorge Román, artista y director de LA15, Chikitolina es una muestra que llega llena de sorpresas ante el desafío impuesto a los artistas, cuyas piezas no pueden superar el tamaño 11 ̈X11 ̈.
̈En ella podemos presenciar la restricción en tamaño desbordada en excesos. En esta singular exhibición se juntaron más de 60 artistas con exquisitas y diversas propuestas. Los enlaces entre estos artistas son como líquidos que se derraman en sutiles continuidades, en ondulaciones nómadas ̈, destaca Román.
Para más información acceda su página web la15.org o en Facebook bajo "Centro Curatorial La 15"

Artistas Participantes:
Eddie Figueroa
Abdiel Segarra
Walter "Tito" Fernández
Nora Maité Nieves
Christopher Rivera
Carlos Antonio Otero
Filipo Tirado
Daniela Romero
Daniela Roselló Ledesma
Santiago Vallejo
Javier Cintrón
Doel Fresse
Bryan & Filipe Figueroa
Carlos Rodríguez
José Luis Vargas
Jennette Betancourt
Lilliam Mulero
Aileen Castañeda
Emilio José Maldonado
Jorge Rito
Josué Oquendo
Freddie Mercado
Wilfredo Chiesa
Domingo García
Abi Ruiz
Rebecca Zilenziger
The Stencil Network
Carla Dávila
Juan Negroni
Jesús Gómez
Gadiel Rivera Herrera
Araceli Pino
Roberto Bonilla Ryan
Diego De la Cruz
Jan Gilligan
Dhara Rivera
Lourdes Milian Juan
Teo Freytes
Annex Burgos
Nestor Otero
Tony González-Walker
José Lerma
Rogelio Báez
Luis Ivorra
Cybelle Cartagena Romanacce
Omar Velázquez
Rafael Miranda Mattei
Tereza López
Víctor Vázquez
Admin Torres
Norah Hernández
Melquiades Rosario Sastre
Joe León
Marisol Gómez-Mouakad
Calin Dover Tarrats
Martín Albrarran
Carlos Iván Silva

Montaje:
José Jorge Román
Omar Velázquez
Jan Galligan

Vídeo y Edición:
Roberto G. Rivera Sánchez
http://www.rgrs-multimedia.com

Música:
"Me Mataron el Gallo"
de Luis Marcano
y Gilberto Laza

Catering:
Chef. Omar del Rio

Agradecimientos:
Ahmed Echavarría- Art Lab
Ana Teresa Toro- El Nuevo Día
Luis Trelles- El Nuevo Día
Beatriz de la Cruz- Lienzos Inc.
Felix Javier Cintrón- Comunidad
José Luis Reyes- Méndez & Co.
Myriza Castillo- Web
Rebeca Zilenzeger- Fotografía
Wilfredo Medina- Island Catering
Chef. Omar del Rio
Cart Watch
Carlos Antonio Otero
Carlos Dávila
Doel Fresse
Domingo García
Edwin Medina
Aileen Castañeda
Josué Oquendo
Lic. Nydmila Rodríguez Olmeida
Maria E. Panelli
Marisol Torruella
Mima
Omar Velázquez
Jan Galligan
Segundo Sánchez

https://vimeo.com/38146597

10 Years Later… Carlos- Kalfred -Karlota @ Centro Curatorial La 15


10 Years Later… Carlos- Kalfred -Karlota @ Centro Curatorial La 15 from Roberto G. Rivera Sánchez on Vimeo.

On Saturday, September 10th, 2011 the exhibition “10 years later…Carlos-Kalfred-Karlota” was presented in the Curatorial Center LA15 in Santurce.

This exhibition marks the beginning of a series of events that will be developed at LA15 which involves community collaboration, highlighted by educational and experimental projects.

The exhibition, using photography, tells the history of this alternative space for the promotion of contemporary art – framing it with the story of a family in the community who had the first direct contact with the LA15 project here in Santurce.

Everyday scenes of this family are presented after a decade of experiences that have transformed what was originally the workshop of the Puerto Rican artist and one of the founders of LA15, José Jorge Román. The photographs also present the experiences of the family as a metaphor for social transformation in this country – which is experiencing a peak in social ills, violence and hate crimes.

“10 years later…Carlos-Kalfred-Karlota” brings together ideas and life experiences as a starting point for promoting contemporary art, bringing it closer to the community and vice versa – while at the same time stimulating creativity and developing ideas.

During the opening, LA15 continued a tradition from previous presentations by providing agua de coco, to raise funds to be used for future programs on the LA15 agenda. Previous sales of agua de coco have raised money for other charitable causes including aid for cancer patients.

For more information contact José Jorge Román, director of Curatorial LA15, or log on to http://www.la15.org. The exhibition “10 Years Later… Carlos-Kalfred-Karlota” will be opened from September 10th, 2011 to December 3rd, 2011.

https://vimeo.com/37895863

“Revuelo” @Galería Nacional


Revuelo @ Galería Nacional

 

“Revuelo” @Galería Nacional from Roberto G. Rivera Sánchez on Vimeo.

Breve trailer de la documentación en vídeo de la construcción de la propuesta de arquitectura efímera de los arquitectos Vladimir García y Doel Fresse, ganadores del certamen "Arquitectura Efímera: Galería-Espacio Temporal" (GET) del Instituto de Cultura Puertorriqueña, convocado en mayo del 2011. Se estará trabajando en una versión más completa de la documentación que ha sido filmada durante los 4 meses que tomó construirse. Para más información del proyecto, puede buscarlo en http://arquillano.com/category/get/ y unirse al grupo de Revuelo en Facebook: http://www.facebook.com/groups/revuelo

Créditos Proyecto Revuelo:

Diseñadores:
Doel Fresse
Vladimir García/ [A]rmada

Colaboradores:

Documentación Fotográfica:

Raquel Pérez Puig – rperezpuig@gmail.com

Documentación en Video:

Roberto G. Rivera Sánchez – info.rgrs@gmail.com
Carlos I. Rivera
Rolando J. Pérez

Música del Video:
Jorge ‘Bebo’ Rivera para Fofe y Los Fetiches

Identidad Grafica:

Luis Antonio Díaz Alejandro – luisantonio@dsnotipo.com

Mobiliario/ Cojines:

BCN-SJU (José Pagan & Merce Martínez) – BCN.SJU@gmail.com
BCN-SJU es una nueva iniciativa de reciclaje y diseño cosmopolita en Puerto Rico. Realizamos a mano, en un pequeño taller en San Juan, bolsos de lonas y “cruzacalles” reciclados.

Equipo:

Escuela de Artes Plásticas – info@eap.edu
La Escuela de Artes Plásticas es el primer centro universitario de las artes en Puerto Rico. Su misión es formar artistas de excelencia y fomentar el valor y aprecio de las artes como expresión cultural y humanista.

Ingeniero Estructural:

Valentín Beato

Equipo Revuelo:

Beatriz Hernández
Javier Román
Luis A. Maldonado
Marissa Peral
Nayade A. Miranda
Ulrik López

Voluntarios:

Abimael González
Alberto Dueño
Alejandro Mieses
Alexander Cuestas
Alexander Excia
Ana Torres
Ángel García
Brenda Martínez
Carlos Bibiloni
Carlos Castillo
Carlos Quiñones
Celimar Rivera
Christopher Suarez
Cristina Algaze
Danniely Staback
Diana Esquivel
Diego Meléndez
Edda Liz Rivera
Eduardo Lecleres
Edwin de la Cruz
Gabriela Ferrer
Héctor Ralat
Irvis González
Iván Fresse
Jean Pierre
Jonathan González
Jorel Sánchez
José Dueño
José Jorge ‘Georgie’ Román
José Pagan
Juan Sebastián Ramírez
Lorivie Alicea
Lorna Mulero
Marvín Álvarez
Miguel Carrasquillo
Naldi Rivera
Nepi
Rebeca Vicens
Rolando Carrasquillo
Sixto Cordero
Tamara Pérez
Teresa Arana
Vale
Yara Colón
Zaritma Fresse

https://vimeo.com/37008080

Tarareando con mis más reciente trabajo – Memorias


Tarareando en clave el son de los 70 from Carlos Rivera on Vimeo.

Documentación de las presentaciones del libro Tarareando en clave el son de los 70 de la Dra. Julieta Muñoz Alvarado. Disponible en Librerías La Tertulia.

Quería compartir con ustedes mi último trabajo en colaboración con Carlos Ismael Rivera. Está basado en el libro que escribió la Dra. Julieta Muñoz Alvarado sobre sus memorias en la década de los 70s, donde fue investigadora del periódico Claridad, activista, perseguida y carpeteada por el gobierno de Puerto Rico en la década de los 70s, a la vez que fue una joven universitaria en tiempos en que la juventud también jugó su papel en duras y dulce-amargas lecciones. Una mujer de gran admiración y al que hemos tenido una gran oportunidad de compartir grandes momentos y crecer algunos tantos más. Espero que lo disfruten y el más caluroso de los abrazos para todos.

RGRS

Cuentos de sol y sal en la noche.


Por: Roberto G. Rivera Sánchez (c) 2012

Cuentos de sol y sal en la noche. Son largas conversaciones con el monstruo amigo mío, pues él me conoce y sabe cómo darle ánimos al corazón mientras se cuece por dentro. Me conoce de toda la vida aunque yo apenas lo conocí hace poco. Antes me daba miedo y le huía escondido entre las sábanas con los ojos cerrados. Pero, sea por edad o por la razón que sea, logré dejar de verlo con cara aterrada y me dí la oportunidad de conocerlo y ahora somos grandes amigos. De esos amigos que uno suele llamar “hermano”; aquellos que encuentran en su mirada una luz que uno puede llegar a jurar que nos conocemos desde hace más de una vida, aunque tan sólo llevemos poco tiempo.
Nos tomó muchos años de vida para crecer y reconocer esa mirada cuando se tiene de frente. Es una mirada muy distinta del amor. Es amor pero distinto. Es aquella que no precisa de un beso ni de unir los cuerpos para sellar algún pacto en el alma, sino que atesora el momento vivido, da espacio a la distancia y el reencuentro es como si el tiempo nunca hubiera pasado por estas calles.
El monstruo amigo mío y yo, aguardamos esa mirada. Mucho reímos y nos burlamos el uno del otro, porque ambos reconocemos que tan sólo somos amigos invisibles: él invisible para ustedes y yo invisible en el suyo. Somos los nadies en los ojos de los otros, pero eso nos da una ventajas a su vez, pues seguramente se espantarían los demás de su mundo si me vieran, y ustedes, sé que se espantarían si lo vieran de verdad. Así que seremos un mero mito en la vida de cada cual; una hermosa historia de mentiras y verdades.

Es posible…


Por: Roberto G. Rivera Sánchez ©2012

Es posible que debajo de la barba,
haya una criaturita obsesiva
que juega a que camina por el cielo,
acostado en la grama
con los pies hacia arriba.

Es posible que el eco
haya enmudecido.
Que cuando grito tu nombre,
el viento se robe el sonido de mi voz,
para luego esconderlo
en alguna vieja canasta de panes recien horneados
que crecen en silencio.

Es posible que al otro lado del horizonte
-allá donde se esculpen utopías de ganas-
se cuezan destellos de incomiables,
pero feroces desilusiones.

Que ya nada tenga que buscar el navegante
habiendo o no encontrado
el punto donde termina el mar.

El hombre y su montaña


Por: Roberto G. Rivera Sánchez ©2012

Ya el quebranto alcanzó su garganta. Sospecha que ella lo ve como un fantasma ante sus ojos, por lo que se siente caminando en medio de un pulgatorio de vivos y muertos. Ella lo mira pero son miradas que se cruzan entre quererlo y querer algo más; lo mira, pero interesa también la mirada de otros ojos que la miren, por lo que el hombre no puede tener un lugar muy vistoso en la montaña. El dilema es que a la montaña le resulta conveniente la presencia del hombre, porque al hombre estar, el resto de los organismos más cercanos se sienten más confiados en la vivir en la montaña. Aparentemente, la presencia del hombre le trae una estabilidad al ecosistema.

Por otro lado, entre ellos se vierte un extraño juego de miradas: unas ocultas, otras paralelas y otras que parecen no saber mirar. Él intenta hablarle a la montaña, pero ella parece andar escasa de ecos. Sólo uno que otro sonido es devuelto, pero no más. Él cuestiona sus intensiones para con la montaña, mientras se halla perdido por sus veredas. Abraza cada paso del camino que se extiende aun más lejos por cada paso que da. A veces le falla la memoria en su mente, pero el corazón no cesa de recordarle el por qué recorre la montaña. Se piensa que no es suficiente para amar la montaña, por lo que se ha dado a la tarea de besar cada parte de la montaña aun los rincones más remotos e inexistentes, mientras le susurra “te amo” una y otra vez. Cabizbajo, el hombre sigue caminando y su corazón, aunque con carga pesada, se sostiene en sus hombros.

Líos de amores


Por Roberto G. Rivera Sánchez ©2012

En el trayecto de la vida, he sido afortunado de contar con varios amores. El “problema”, si se puede decir así, es que todas ocupan un lugar tan importante, que se me hace casi imposible escoger solo una con la cual comprometerme de manera exclusiva. Cada vez se me hace más difícil mirarlas a todas con ojos honestos sin que perciban que no son las únicas en mi vida.

Mujer es la que me lleva a dejarlo todo para vivir el mundo fuera del mundo; la más reciente; la de las pasiones fugaces; la de la noches interminables; la de las caricias eternas; la del beso; con la que comparto el alma; la que cuida de mis entuertos; la que me sonríe; donde Dios nos hace embajadores el uno del otro; la de los dolores; la de los sabores; la de la fantasías; la de las realidades; de la de las responsabilidades; la que me hace ser un caballero; la que me hacer ser lo que soy; lo que puedo ser y lo que no; la del presente y futuro; la que carga el resultado de mi pasado; la que espero; con quien me duermo; con quien sueño; con quien me despierto; la que extraño en todo momento.

Tierra, me convoca a amarla y a erijir los sueños con que cada noche y desde siempre me ha acariciado, besado, dormido y despertado. Es de las que se impone en mí de tal manera que a veces hasta juega con mi auto-estima y hace que la vea a ella por encima de mí mismo.

Gente fue mi maestra en el arte del perdón. Me impedía odiarla, engañarla o despreciarla, a pesar de haber sido odiado, engañado y despreciado por ella. Aún así, son buenos tiempos los que vivimos juntos; aún así son muchos los gratos recuerdos que llevo y, en ella, hallé dimensiones ocultas de mí que desconocía. Es mi profesora, mi escuela, mi estudiante, mi hermana, mi colega, mi compiche, mi madrina y mi ahijada.

Creatividad no hallaba un sólo lugar donde estar conforme, tranquila y sedentaria. Por lo que no me queda más remedio que seguir andando con ella y permitirme que me lleve a donde sea que se le antoje llevarme. Se desvive por sorprenderme en cada momento y tiene una manera muy singular para convencerme de seguir amándola a ella, como a todas las demás mujeres de mi vida. Es la que me saca de apuros en los momentos precisos; es la que sabe cómo adornar el tiempo cuando se arrastra en la inercia.

Vida a veces es una ingrata que hace todo lo posible por alejarme de los caprichos (a veces con éxito, a veces sin), para enfocarme y hacer de mí un proveedor: para que llegue a casa con lo necesario de afuera para ella poder recibirme con la cena de cada tarde.  Todos los días me lleva una enfermisa pelea por su terrible celo de Muerte. Se frustra mucho porque sabe que, sin importar todas las bondades y detalles que tenga conmigo, es la única amante con que no podrá competir nunca. Aún así me ama y me inunda de detalles en cada uno de sus respiros.

Familia es la de los domingos soleados; la de los banquetes especiales; la de los chistes interminables; la ironía; la del perdón nunca viciado; la de la correa en mano; la del programa; la que me conoce tanto que sin querer deja de conocerme; la que nunca deja de extrañarme; la que nunca extraña; la del abrazo eterno; la de la palabra eterna y precisa; la que besa aun en la discordia; con la que siempre termino sentado en la mesa en los peores y mejores momentos; la que nunca duerme; la que siempre recuerda y te hace recordar; la de las manos suaves y cayosas; la del silencio cuando sale; la de los gritos en la casa; la que siempre se sienta atrás y en el medio; la que carga con viejos zapatos y los limpia, para regalarlos como nuevos; la de los problemas; la de las soluciones; la de los resultados; la que por más tiempo me ha amado.

Y en mi dilema de amores, me encuentro buscando alguna solución si existe alguna. Se me hace difícil pero inevitable el amarlas a todas de frente y con descaro, pues sé lo que cada una de ellas resienten de mis aventuras con las demás. Es un círculo amoroso que no concibe fin; es casi un vicio bendito al que no concibo cura; es un eterno encuentro de miradas y murmullos a lo lejos; una ventana de lágrimas resentidas y despechadas.

Portafolio de Roberto G. Rivera Sánchez

Foto Revuelo 1

Más fotos

Mis Tweets